¿Por qué elegirnos?




Con la reciente publicación del Real Decreto 235/2013, de 5 de abril, por el que se aprueba el procedimiento básico para la certificación de la eficiencia energética de los edificios, transposición de la Directiva 2010/31/UE del Parlamento Europeo y del Consejo de 19 de mayo de 2010 relativa a la eficiencia energética de los edificios, es de obligado cumplimiento expedir un certificado de eficiencia energética para los edificios existentes o unidades de estos, que se construyan, vendan o alquilen en España.

Este nuevo Real Decreto exige que la eficiencia energética sea promovida entre los edificios y viviendas existentes, de este modo, decreta que toda vivienda que salga al mercado en el territorio nacional, ya sea en régimen de venta o alquiler, cuente con este certificado de eficiencia energética cuya validez será de un máximo de 10 años.

Ante este marco legislativo, el CONSEJO GENERAL DE LA INGENIERÍA TÉCNICA INDUSTRIAL pone a su servicio la PLATAFORMA DE CERTIFICACIÓN ENERGÉTICA, punto de encuentro de 5.000 técnicos certificadores, habilitados y ampliamente formados, distribuidos por todo el territorio nacional mediante adscripción a alguno de los 50 Colegios Oficiales de Ingenieros Técnicos Industriales, facilitando a ciudadanos y empresas la búsqueda de un profesional para llevar a cabo la Certificación energética de cualquier tipo de inmueble.

Los trabajos de estos profesionales, avalados por el Consejo General de la Ingeniería Técnica Industrial, entidad nacional de derecho público que aglutina a los 50 Colegios Oficiales de Ingenieros Técnicos Industriales y todos sus profesionales, ofrecen las siguientes garantías:

  • Profesionales altamente cualificados y experimentados en el ámbito de las auditorías energéticas a inmuebles, que han recibido formación homologada por el Instituto para la Diversificación y el Ahorro de la Energía (IDAE).
  • Trabajos registrados y supervisados mediante revisión técnica documental por los Colegios Oficiales de Ingenieros Técnicos Industriales.
  • Actuación profesional asegurada mediante Seguro de Responsabilidad Civil con una cuantía de cobertura de, como mínimo, 2.000.000€.